Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  09:50:35Martes, 29 de Septiembre de 2020
Atrás

Las residencias chilenas incorporan una cabina para permitir visitas seguras

Se trata de un proyecto piloto que todavía está en marcha y que consiste en una estructura móvil de 2,4 metros de altura y un metro cuadrado de base que permite el aislamiento de una persona y que cuenta con un filtro especial que evita la entrada de aire contaminado

Redacción EM 27-08-2020

COMPARTIR
Los mayores chilenos que viven en residencias permanecen en cuarentena obligatoria desde el 16 de marzo, lo que incluye la restricción de visitas y la instalación de barreras sanitarias en todos los recintos del país.

Por este motivo, cientos de familias no han podido visitar presencialmente a sus seres queridos, aunque han podido hablar con ellos por teléfono o a través de videollamada. Por este motivo, se ha creado un proyecto piloto en una residencia (Nuestra Señora de los Ángeles) para permitir las visitas presenciales.

Se trata de una cabina de visita segura, que permitirá el contacto físico entre los residentes y los visitantes a través de un espacio adaptado especialmente para mantener la distancia y las medidas de seguridad para evitar contagios.

Se trata de una estructura móvil de 2,4 metros de altura y un metro cuadrado de base que permite el aislamiento de una persona y que cuenta con un filtro especial que evita la entrada de aire contaminado, una ventana transparente frontal con guantes que salen de la cámara, luz eléctrica y un intercomunicador.

Esta iniciativa forma parte de una donación de la Universidad Católica en conjunto con la Fundación ACRUX, quienes lograron adaptar una cabina móvil creada para la toma de muestras para el examen PCR del personal de salud.

La primera dama, Cecilia Morel, quien lidera el programa ‘Adulto Mejor’, resaltó que “sabemos que los adultos mayores son uno de los grupos de la población que más han sufrido producto de esta pandemia. Y es por ello que el Gobierno ha realizado una serie de medidas para poder mejorar en parte su calidad de vida en esta crisis. Sin embargo, uno de los aspectos más difíciles para ellos ha sido la salud mental, la soledad, el no poder estar con sus seres queridos. Es por ello que hoy lanzamos este plan piloto de diez días que permite tener visitas seguras para los adultos mayores. Así, logran el tan ansiado contacto físico, el acompañamiento, el poder tocarse y sentirse, algo que hace muchísima falta. Estos módulos ayudarán muchísimo en la estabilidad emocional de nuestras personas mayores y esperamos poder extenderlas en más establecimientos de larga estadía en el país”.

Por su parte, la ministra de Desarrollo Social y Familia, Karla Rubilar agregó que “este es un plan piloto de esperanza y queremos que se escuche con fuerza la voz de las personas mayores. Hoy estamos cumpliendo sus deseos, porque ellos mismos nos habían dicho que querían tener esta posibilidad de ver y tocar a sus seres queridos. Porque aunque aquí están recibiendo los cuidados y cariño que requieren, ver a la familia, ver a las personas que uno ama es muy diferente y tocarlos es infinitamente diferente. Por lo tanto, esta es una oportunidad única que tenemos que replicar en otros recintos”.

El ministro de Salud, Enrique Paris, señaló que “las personas mayores se han mantenido aisladas durante mucho tiempo, porque en una primera instancia, fueron los que más sufrían con el coronavirus, o los que tenían el ataque más feroz en contra de su salud, y en todo el mundo se ha implementado la misma política. Hoy vimos la emoción que se produjo en el encuentro de una hija con su madre y eso es muy importante para la salud mental, la salud física y la salud psicológica de las personas mayores”.

El director nacional de Senama, Octavio Vergara, destacó que “el procedimiento contará con todas las medidas de salud necesarias, como la revisión de síntomas, flujos de entrada y salida del lugar y medidas de higiene. Además, es muy importante destacar que el 90% residentes de estas dos residencias ya tiene agendada una visita para los próximos días”.

El piloto de este proyecto se extenderá por diez días y considera la elaboración de un informe de resultados para estudiar su escalabilidad. Si la experiencia resulta exitosa, se analizará realizar un llamado a universidades y empresas para que participen en la fabricación de cabinas para ser habilitadas en los centros.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal