Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  14:05:53Sábado, 30 de Mayo de 2020
Atrás

COVID-19

La Interpol alerta de que la pandemia está alimentando la venta ilícita de productos sanitarios falsos

'El comercio ilícito de tales artículos médicos falsos durante una crisis de la salud pública muestra su total falta de consideración por el bienestar de las personas, o por sus vidas', dijo el secretario general de la institución

Redacción EM 23-04-2020

COMPARTIR
La Interpol, en el marco de la operación Pangea XIII, en la que la policía, los servicios de aduanas y las autoridades reguladoras en materia de salud pública de 90 países llevaron a cabo una acción colectiva contra la venta ilícita en línea de medicamentos y productos médicos, decomisó mascarillas falsas, geles hidroalcohólicos de calidad insuficiente y medicamentos antivirales no autorizados.

La operación dio lugar a 121 detenciones en todo el mundo y a la incautación de productos farmacéuticos potencialmente peligrosos por valor de más de 14 millones de dólares estadounidenses.

DELINCIUENTES SACAN PARTIDO A LA PANDEMIA
El brote del coronavirus ofrece la posibilidad de conseguir dinero fácil, ya que los delincuentes se aprovechan de la alta demanda que presentan en el mercado los productos de protección e higiene personal.

Los organismos encargados de la aplicación de la ley que participan en la operación Pangea hallaron 2.000 enlaces en línea en los que se hacía publicidad de dispositivos médicos relacionados con la Covid-19. De ellos, las mascarillas quirúrgicas falsificadas eran el artículo más vendido en línea, ya que figuraban en 600 de los casos estudiados a lo largo de la semana de acción.

La incautación de más de 34.000 mascarillas falsas y que no cumplían los requisitos mínimos de calidad, “espráis corona”, “kits contra el coronavirus” o “medicamentos contra el coronavirus” revela solo la punta del iceberg en lo que respecta a esta nueva tendencia de la falsificación.

“Una vez más, la operación Pangea muestra que los delincuentes están dispuestos a todo con tal de obtener beneficios. El comercio ilícito de tales artículos médicos falsos durante una crisis de la salud pública muestra su total falta de consideración por el bienestar de las personas, o por sus vidas”, declaró Jürgen Stock, secretario general de Interpol.

En esta última edición de la operación, las incautaciones de medicamentos antivirales no autorizados registraron un aumento del 18%, y las de partidas no autorizadas de cloroquina (un fármaco contra la malaria) aumentaron en más de un 100%, lo que también puede guardar relación con el brote de la Covid-19.

INCAUTACIONES Y CIERRE DE SITIOS WEB
En una sola semana, las autoridades de los países de Interpol participantes inspeccionaron más de 326.000 paquetes, de los cuales más de 48.000 fueron aprehendidos por los servicios de aduanas y las autoridades reguladoras.

En total, las autoridades se incautaron de unos 4,4 millones de unidades de fármacos ilícitos en todo el mundo. Entre ellos figuraban comprimidos para tratar la disfunción eréctil, medicamentos contra el cáncer, hipnóticos y sedantes, esteroides anabolizantes, analgésicos, agentes que actúan sobre el sistema nervioso medicamentos dermatológicos o vitaminas.

Asimismo, se aprehendieron más de 37.000 dispositivos médicos no autorizados o falsos, la inmensa mayoría de los cuales eran mascarillas quirúrgicas y equipos de autocontrol (del VIH y la glucosa), pero también diversos instrumentos quirúrgicos.

La información suministrada por los países participantes durante la operación apunta a una considerable disminución (alrededor del 40%) de los envíos internacionales de paquetes de pequeño tamaño, probablemente debido a la epidemia de coronavirus.

En el marco de la operación, ya se han cerrado más de 2.500 enlaces web, que dirigían en particular a sitios web, páginas de medios sociales, mercados en línea y anuncios de fármacos ilícitos publicados en Internet, y un número similar se encuentran en fase de cierre. Los esfuerzos conjuntos de distintas autoridades han permitido desbaratar las actividades de 37 grupos delictivos organizados.

CONCIENCIAR SOBRE LOS RIESGOS
A lo largo de la operación Pangea XIII, los países miembros de Interpol también se dirigieron a los ciudadanos a fin de sensibilizarlos sobre los peligros que entraña la compra de productos farmacéuticos a proveedores no regulados que venden a través de Internet.

Los medicamentos falsificados contienen con frecuencia una dosis inadecuada (excesiva, insuficiente o nula) del principio activo. En otros casos, los medicamentos pueden ser auténticos, pero han sido robados y almacenados en malas condiciones, o es posible que hayan caducado. Ello implica que pueden ser ineficaces o estar contaminados.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal