Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  14:15:12Martes, 12 de Noviembre de 2019
Atrás

En algunos países, podría haber tantos trabajadores como jubilados en 2050

Es uno de los datos que arroja el informe de la OCDE 'Trabajando mejor con la edad', que fue presentado recientemente en Tokio

Redacción EM 11-10-2019

COMPARTIR
Ante el rápido envejecimiento de la población, los gobiernos deben promover más y mejores oportunidades de trabajo para personas mayores y así proteger el nivel de vida y la sostenibilidad de las finanzas públicas, según reza un nuevo informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

‘Trabajando mejor con la edad’ predice que, según los patrones actuales de jubilación, el número de personas de más de 50 años no trabajadoras que necesitarán el apoyo de quienes sí trabajan podría aumentar en un 40%. De hecho, en algunos países, como Italia, Grecia o Polonia, podría haber casi tantas personas mayores fuera de la fuerza laboral como trabajadores en el año 2050.

Sin embargo, propone que al retrasar la edad media de jubilación y reducir la brecha de género en la participación en la vida laboral, el aumento podría reducirse solo al 9%. “El hecho de que las personas vivan más y gocen de mejor salud es un logro que se debe celebrar”, afirmó Stefano Scarpetta, director de Empleo, Trabajo y Asuntos Sociales de la OCDE, durante el lanzamiento del informe, en Tokio. “No obstante, el rápido envejecimiento de la población requerirá una acción política concertada para promover el envejecimiento activo a fin de compensar sus consecuencias potencialmente graves para el nivel de vida y las finanzas públicas”.

El informe destaca que son muchos los avances que se han realizado para animar a los trabajadores mayores a continuar en su puesto de trabajo hasta pasados los 65 años en algunos países de la OCDE. Aún así, en prácticamente todos ellos, la edad en la que los mayores abandonan el mercado laboral es más baja que hace 30 años, a pesar de que viven más. Esto se explica por la “combinación de malos incentivos para seguir trabajando en edades avanzadas, y la reticencia de las empresas a contratar y retener a los trabajadores mayores, así como la baja inversión en empleabilidad que transcurre a lo largo de la vida laboral”.

Por eso, son necesarias medidas adicionales en muchos países, de modo que se garantice que el empleo entre el colectivo mayor sea alentado y no penalizado. Las regulaciones de empleo, así como los salarios por antigüedad, dice el informe, “deben revisarse y reformarse cuando sea necesario”, para “aumentar la demanda laboral de los trabajadores de más edad y desanimar el uso de formas precarias de empleo tras cierta edad”. También se menciona la necesidad de aumentar la flexibilidad en el tiempo de trabajo y las condiciones del mismo, para promover una mayor participación de las personas de todas las edades

“También es importante invertir en las habilidades de los trabajadores mayores”, asegura el informe de la OCDE. Muchos integrantes de este colectivo parecen tener menos preparación digital que sus hijos y nietos, y también participan menos en formación laboral que los trabajadores más jóvenes. "Un factor clave que impide que los trabajadores mayores cierren la brecha de habilidades con los empleados más jóvenes radica en el hecho de que los jefes generalmente no ven los beneficios de invertir en la capacitación de sus empleados mayores", afirmó Scarpetta. "Brindar buenas oportunidades para que los trabajadores mejoren sus habilidades y aprendan otras nuevas a lo largo de sus carreras laborales es un requisito clave para fomentar una vida laboral más larga en trabajos de buena calidad”, añadió.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal