Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  13:12:33Martes, 12 de Noviembre de 2019
Atrás

No soy un niño, ¿o tú sí? La infantilización como forma de maltrato

Por Ángela Nospe, psicóloga, y Elena Daprá, directora técnica de Entremayores Formación.

Redacción 10-10-2019

COMPARTIR
¿Te gusta que te traten como a un niño?, ¿qué te quiten la capacidad de decisión? La infantilización de las personas mayores es una forma de maltrato psicológico. Es algo más habitual de lo que uno se piensa. De hecho, si se pone a recordar, quizás la haya visto u oído con más frecuencia de la que se imagina.
Hay muchas formas de infantilización y algunos de los ejemplos son: 

• Cuando se decide por la persona mayor, sin pedirle su opinión, sin decírselo o sin tenerlo en cuenta. La justificación suele ser que se hace por su bien, que es mejor no decírselo para no hacerle daño. En el fondo, lo que se quiere es decidir por la otra persona, evitando el conflicto que esa conversación pueda generar. 

• Cuando se habla delante de ellos como si no estuvieran allí. Además de ser una falta de respeto, les estamos diciendo, indirectamente, que su opinión no importa, pero tampoco sus sentimientos. 

• Cuando se va a algún tipo de consulta y el especialista se lo explica a la familia, en vez de a la persona mayor. Pensando que así lo van a entender mejor los cuidadores y que no es necesario explicarle al paciente qué es lo que le pasa. Esta forma de maltrato es muy grave, ya que se le está infravalorando, sin tener en cuenta cuál es su opinión sobre su salud o la decisión que quiere tomar acerca de su tratamiento. 

• Cuando se le pone diminutivos a sus nombres porque parecen cariñosos o graciosos, y sin preguntarles. En estos casos, habría que saber si quieren que se les llame así, ya que hay personas a las que les gusta y otras a las que puede disgustarles enormemente. Imaginemos cómo nos sentiríamos nosotros si, con 75 años, alguien ajeno a nuestra familia decide cambiarnos el nombre, aunque de forma cariñosa, por otro diferente al nuestro, ¿nos gustaría? Estimamos que no sería una situación muy agradable.

CÓMO EVITAR LA INFANTILIZACIÓN
Los profesionales debemos procurar erradicar comportamientos de este tipo. En muchos lugares, ya han recibido nuestras formaciones para asesorar en la extinción de comportamientos que, tradicionalmente, han sido muy habituales, pero que ahora están obsoletos e, incluso, penados por la ley. 

Las formas que podemos utilizar para evitar o disminuir la infantilización de las personas mayores son: 

• Ser conscientes de este tipo de trato que se les está brindando a los adultos mayores para poder corregirlo. Darse cuenta es el primer paso para cambiar nuestra forma de comportarnos con ellos. 

• Concienciarnos de que tienen opinión propia, gustos y argumentos, por lo que lo mínimo es preguntarles e incluirles en la toma de decisiones. En definitiva: contar con ellos, propiciar su autonomía y autodeterminación. 
• Buscar apoyo en ellos, ya que siguen siendo personas que quieren ayudar a otras personas. Contar con su consejo es una forma de decirles que siguen siendo parte de la sociedad. 

• No perder la perspectiva de quiénes son, por ejemplo: una madre por muy mayor que sea sigue siendo una madre o una mujer. Somos los roles que ejercemos y no desaparecen con los años. 

• Realizar cursos de concienciación o de reciclaje de nuestros conocimientos. Cursos que nos proporcionen formación a nivel legal, psicológico y, sobre todo, experiencia. 

Estas son las características de nuestros cursos en Entremayores Formación. En ocasiones, es necesario recordar por qué elegimos nuestra profesión, a quién queremos ayudar para seguir avanzando y cómo queremos hacerlo. El cómo determina qué tipo de profesionales somos, ¿cómo quieres ser tú? 


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal