Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  14:16:56Martes, 21 de Agosto de 2018
Atrás

Sanidad presenta un protocolo de actuación para todos los niveles asistenciales ante el infarto agudo de miocardio

Redaccion EM 13-06-2018

COMPARTIR
El consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, José Manuel Baltar, y la directora general de Programas Asistenciales del Servicio Canario de la Salud (SCS), Elizabeth Hernández, presentaron a comienzos de junio el protocolo de actuación coordinado para todos los niveles asistenciales para la atención al infarto de agudo de miocardio denominado Código Infarto en la Comunidad Autónoma de Canarias, Codican.

En el acto estuvieron presentes también los jefes de servicio de Cardiología de los hospitales de referencia de Gran Canaria y Tenerife, así como el jefe de sección del Hospital Doctor José Molina Orosa de Lanzarote, por ser el de mayor población entre las islas no capitalinas, profesionales que han participado, entre otros, en la elaboración de este documento.

Codican ha sido coordinado por la Dirección General de Programas Asistenciales del SCS y ha contado con la colaboración de profesionales de todos los ámbitos asistenciales: Atención Primaria, Atención Especializada, servicios de urgencias hospitalarias y extrahospitalarias y Servicio de Urgencias Canario (SUC) con el objetivo de conseguir un abordaje integral, eficiente y con criterios de equidad en la población ante episodios de infarto de miocardio.

Durante su intervención, el consejero explicó que, a pesar de que el principal protagonista de la morbimortalidad cardiovascular es el infarto agudo de miocardio, existen evidencias científicas de que muchas muertes son evitables si se aplican técnicas de reperfusión precoz en el caso de infarto agudo de miocardio, reduciendo, además, el tamaño del infarto y la probabilidad de desarrollar, entre otros problemas, una insuficiencia cardíaca posterior.

Por su parte, la directora general de Programas Asistenciales del SCS destacó la elaboración de este protocolo ha requerido de la colaboración estrecha entre los responsables de las administraciones y los profesionales sanitarios, de manera que se logre la adecuación entre las necesidades derivadas del proceso médico-terapéutico y la asignación de recursos.

Otro aspecto esencial en el establecimiento de estas redes y programas, incluido en la Estrategia Nacional de Cardiopatía Isquémica del Sistema Nacional de Salud, es contar con un registro prospectivo de todo el proceso realizado en cada caso. Sin él no habría posibilidad de evaluar y realizar un análisis periódico de los resultados del programa.

"Por ello, se viene trabajando en un novedoso sistema de registro informático homogéneo para toda Canarias integrado con Drago AP, Drago AE, SAP y el sistema informático del SUC, que permita trazar el proceso en tiempo real para todos los intervinientes y que facilite la explotación de los datos con el fin de conseguir una mejora continua en la asistencia prestada", aseguró José Manuel Baltar.

Esta guía, que podrá consultarse en sus ejemplares impresos o en la página web del SCS, está apoyada con la distribución de cartelería que resume, con algoritmos, los pasos a seguir ante un evento clínico diseñados para cada posible interviniente en su área asistencial (Atención Primaria, servicios normales de urgencia, SUC y servicios de urgencias hospitalarios).

"Con la puesta en marcha de esta guía se mejorará la atención a los pacientes que actualmente sufren un episodio de infarto agudo de miocardio en nuestra comunidad, mejorando los tiempos de respuesta sanitaria", afirmó el consejero.

OBJETIVOS DE 'CODICAN'
Dado que el infarto puede ocurrir en cualquier lugar y en cualquier momento es imprescindible que se haga un diagnóstico rápido, se aplique un tratamiento lo antes posible y se tengan claros los pasos a seguir con cada paciente y a dónde dirigirle.

Es por ello que la guía Codican establece los elementos esenciales que constituyen la red asistencial para cumplir, entre otros, los siguientes objetivos: disminuir la morbimortalidad por infarto agudo de miocardio, aplicar el tratamiento de reperfusión en tiempo y forma, establecer los protocolos organizativos de activación de recursos y orden de derivaciones en todas las áreas de Salud y facilitar el acceso a la red mediante un teléfono único.

LA IMPORTANCIA DE LA DETECCIÓN PRECOZ
La fase prehospitalaria en caso de infarto agudo de miocardio es la más crítica, pues cuanto más se tarde en aplicar el tratamiento de reperfusión, mayor será la morbilidad y la mortalidad.

De hecho, entre el 30 y el 35% de los pacientes muere antes de que tenga lugar el primer contacto médico, de ahí la insistencia de los especialistas ante un paciente cardiópata para que acuda a los servicios sanitarios ante los primeros síntomas de manifestaciones isquémicas, además de contar con una red asistencial bien coordinada entre los servicios de salud y los sistemas de emergencia sin la cual no se podría realizar una angioplastia o una fibrinolisis a tiempo. Esta red supone un sistema integral y multidisciplinar cuya misión es reperfundir a estos pacientes en tiempo y forma adecuados y ajustados a las recomendaciones de la práctica clínica.

Para que todo ello funcione es necesario tener un protocolo claro para evitar variaciones en las decisiones y en los tratamientos, contando con una interconexión entre el primer contacto médico, los servicios de emergencia y la asistencia hospitalaria.

Por último, el consejero aseguró que "Codican es hoy una realidad gracias al esfuerzo de un equipo multidisciplinar de médicos de familia, cardiólogos, intensivistas, médicos de los servicios de urgencias hospitalarios, profesionales del SUC y de los servicios centrales del SCS que han trabajado coordinadamente para mejorar la atención al infarto agudo de miocardio con elevación del segmento ST, optimizando los recursos disponibles siguiendo criterios de equidad y eficiencia, evitando la variabilidad individual y garantizando la mejor opción terapéutica en cada momento y en cada lugar".

Además, informó de que esta guía ha sido valorada por diferentes revisores internos y externos y por asociaciones científicas autonómicas relacionadas con este proceso clínico.

INCIDENCIA DEL INFARTO AGUDO DE MIOCARDIO 
En España, las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte y una de las causas de mayor morbimortalidad y pérdida de calidad de vida. En 2016, el 29% de los fallecimientos se produjeron por esta enfermedad, siendo en las mujeres la primera causa de muerte, y la segunda en los hombres, después de los tumores.

Detalladamente, dentro de estas enfermedades, la cardiopatía esquémica, es decir, los infartos, anginas de pecho, etcétera, ocupan el primer lugar en número de fallecimientos y las cerebrovasculares, la segunda.

En el caso del infarto agudo de miocardio la tasa de mortalidad en Canarias ha pasado del 39,13 en 2008 al 25,08 en 2015. En cuanto a las hospitalizaciones por este tipo de episodios en las Islas en 2017 se registraron un total de 3.126 casos.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal