Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  13:00:37Martes, 7 de Julio de 2020
Atrás

La Junta aprueba un protocolo para normalizar la actividad en las residencias y centros de día

Redacción EM 01-06-2020

COMPARTIR
La Consejería Familia e Igualdad de Oportunidades de Castilla y León acaba de elaborar un protocolo dirigido a los centros de personas mayores y personas con discapacidad para abordar la desescalada de la Covid-19. El objetivo principal es “flexibilizar” las condiciones de vida de los residentes, ya que permite que los centros sin casos de coronavirus puedan abrir sus patios y jardines para que los mayores puedan dar paseos al aire libre y utilizar las zonas comunes, siempre y cuando se pueda garantizar la distancia social mínima de dos metros. Una vez hayan pasado siete días, podrán entrar en la segunda etapa para reanudar “progresivamente” las actividades como peluquería, podología y estimulación física y cognitiva.

La consejera, Isabel Blanco, destacó que este protocolo trata de “compatibilizar” la seguridad y la atención de las personas de los centros residenciales para evitar y combatir el deterioro cognitivo o emocional que pudiera provocarles el aislamiento que han sufrido durante dos meses. Asimismo, se pretende que puedan recuperar cierta normalidad y los hábitos diarios. Un plan cuya aplicación dependerá de los directores y gerentes de los centros, por lo que el 75% de las residencias que no han registrado ningún positivo ya pueden activarlo.

Blanco recordó que este plan está compuesto por dos etapas y que, a partir de ahora, habrá una nueva zonificación de las residencias en función de la existencia o no de afectación por el virus, es decir: residencias sin Covid-19 en las que no existen casos positivos; residencias mixtas con algún caso positivo; y residencias con Covid-19, en las que todos los residentes están contagiados.

LA PRIMERA ETAPA
En una primera etapa no se permiten visitas, salvo las que tengan razones de humanidad ante un fallecimiento inminente. Así, en fase terminal de los residentes, se limitará a un acompañante por residente, que no podrá presentar sintomatología; se habilitarán accesos y circuitos seguros de entrada y salida que garanticen el contacto mínimo con otros residentes y trabajadores; se extremarán las medidas de prevención e higiene y el centro deberá llevar un registro nominal de las personas que entran en el recinto.

Además, se mantendrán los contactos con familiares mediante llamadas y videollamadas, también desde el exterior para dar confianza.

En función de la clasificación atendiendo al grado de afectación, se han establecido las distintas actividades que pueden realizar en las residencias sin Covid-19 y en las mixtas, donde se permitirán las salidas y se abrirán los espacios comunes para la realización de actividades respetando la distancia mínima de dos metros, eso sí, bajo ciertos términos. 

En el caso de las residencias mixtas, el centro garantizará que los usuarios de un grupo no accedan a las zonas donde se encuentren los usuarios de otro grupo. En los espacios comunes, los residentes deberán llevar mascarilla quirúrgica –excepto para las personas que no puedan llevarla, a las que se resevará otra franja horaria si es posible–; y se podrán realizar paseos en zonas al aire libre, siempre con supervisión y acompañamiento si lo precisasen, con un aforo a determinar por el centro que, como mínimo, garantice la distancia de seguridad. Dependiendo del volumen de residentes, se fijarán los turnos según franjas horarias y/o días discontinuos, y la duración de la salida podrá ir de la media hora a la hora, según determine el centro. La salida se puede aprovechar para realizar ejercicio. 

Las sillas, bastones, andadores u objetos tocados en la zona exterior se limpiarán y desinfectarán en la misma medida que los objetos de la zona interior; y se utilizará, en lo posible, un solo ascensor para el desplazamiento de residentes. Se realizará limpieza y/o desinfección del mismo, así como de calzado o pies (o se usarán calzas), de sillas de ruedas, bastones y andadores a la entrada y salida de las plantas a las zonas comunes.

Asimismo, se podrán recuperar espacios comunes, repartiendo a los residentes en  turnos para evitar concentraciones, y siempre que se garantice la distancia de seguridad. Las mesas que no la garanticen deberán estar ocupadas por una sola persona, y se dispondrán de manera que se evite tener a nadie a menos de dos metros en la misma mesa o en la mesa contigua. Si no fuera posible cumplir todo lo anterior, no se abrirán estos espacios.

Por otro lado, las zonas abiertas en esta fase tendrán los mínimos elementos imprescindibles y, a ser posible, de fácil limpieza y desinfección. Se evitarán, por tanto, ítems de tela, moquetas, alfombrillas, cortinas, y decorativos. Todo el mobiliario deberá ser limpiado y desinfectado tras su uso, antes de que la use la siguiente persona. Los espacios interiores deben ventilarse.

En los centros mixtos, los usuarios podrán salir a pasear y acceder a las zonas comunes, mientras que en aquellos con Covid-19, los usuarios podrán circular por las zonas en las que la organización del centro lo permita y realizar actividades comunes entre ellos, siempre y cuando los trabajadores estén protegidos.

PASO A SEGUNDA ETAPA
Se pasará a la segunda etapa no antes de siete días después del inicio de la primera, y solo si esta fue exitosa. En ella, además de las medidas de la anterior, se permitirá habilitar zonas cerradas y reanudar progresivamente las actividades que impliquen distancias interpersonales menores de dos metros –peluquería, podología, actividades de envejecimiento activo, estimulación física y cognitiva, sala de televisión, comedor en planta–. 

El centro será el encargado de organizar el horario de distribución de residentes, y se deberá mantener la distancia de seguridad y cumpliendo con las medidas preventivas por parte del trabajadores y residentes. 

El nuevo personal que provenga del exterior y que preste estos servicios deberá contar con el resultado negativo en la prueba PCR para acceder al centro.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal