Martes, 9 de Marzo de 2021 | Teléfono: 986 438 020
Atrás

Acalerte divulga las 'cinco normas fundamentales' en la atención al mayor

Redacción EM 08-02-2021

COMPARTIR
La Federación Castellano y Leonesa de Atención a la Dependencia (Acalerte) puso de manifiesto, a finales de enero, la necesidad de unificar a los agentes implicados en la atención a las personas para actuar bajo unos parámetros comunes, en especial en tiempos tan complicados como los actuales. “Todos tenemos la misma responsabilidad y la estamos abordando desde ámbitos diferentes. Pero nuestro fin es el mismo: el buen trato y la dignidad de las personas más mayores de la región y las más vulnerables. Aquellas que viven en las residencias”, explicó Diego Juez, presidente de Acalerte.

Por ello, la entidad ha creado las “cinco normas básicas” de atención, fundamentadas en que los servicios sociales son un derecho fundamental en el estado de bienestar. Y la primera de ellas es la libertad, porque este sistema está basado en la libertad de elección de la persona: qué servicios desea recibir, dónde hacerlo, etcétera. Esta libertad debe construirse mediante “financiación digna, coordinación entre los agentes implicados, ética, formación y diálogo”.

La segunda norma es la igualdad de derechos, pues durante la pandemia, uno de los problemas ha sido la “diversidad de criterios y la falta de unidad de acción entre provincias”, señalan desde la entidad. Incluso estas diferencias podían darse entre las zonas rurales y las urbanas, por lo que el sector reclama “criterios objetivos y únicos y protocolos claros, con o sin pandemia”.

En tercer lugar figura la formación e inspección. La formación continua, tanto de profesionales como de inspectores, “debe estar coordinada y tener criterios comunes en todo el territorio que logren garantizar la calidad del servicio”.

La penúltima de estas normas es la flexibilidad, la responsabilidad y seguridad legal, social y jurídica en el modelo de Atención Centrada en la Persona, para lo cual la entidad se ha propuesto como “interlocutora y conocedora desde la base”. “El paso hacia delante que se da en la región con la aprobación de la Ley de Residencias debe ser definitivo para que laACP sea una realidad y apoyado por una aplicación de la Norma de la Dependencia fuerte se logre colocar a las personas en el centro”, explicó Juez. 

Por último, alegan a la responsabilidad social de los medios de comunicación, pues el edadismo está muy presente en el lenguaje. Por ello, se hace necesario eliminar los estereotipos asociados a la edad con el objetivo de erradicarlos, los paternalismos y fomentar la transparencia.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal