Martes, 28 de Septiembre de 2021 | Teléfono: 986 438 020
Atrás

Los centros residenciales andaluces recuperan los niveles de ocupación anteriores a la pandemia con tasas superiores al 95%

Redacción EM 15-07-2021

COMPARTIR
La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha detallado que la ocupación de los centros residenciales de Andalucía presenta ya “porcentajes muy similares a las tasas de ocupación anteriores a la crisis sanitaria”. Según ha explicado durante la reunión de la Comisión de Participación en materia de concertación con centros de atención especializada para personas mayores y con discapacidad, “se alcanza una media del 95,2% en el caso de la atención a personas mayores y del 97,3% en el de discapacidad, sector en el que incluso se supera el porcentaje de ocupación registrado a fecha de febrero de 2020, llegando en algunas provincias a tasas de plena ocupación.”  

Los datos de evolución de la ocupación evidencian el inicio de la recuperación, aunque en el caso del servicio de centro de día para personas mayores la tasa de ocupación continúa aún por debajo del porcentaje previo a la pandemia. La consejera ha atribuido esa situación a que se trata del grupo de población que ha resultado más vulnerable al coronavirus, y que ha tenido que restringir su actividad diaria fuera de sus domicilios. No ha sido así, sin embargo, en los casos de los centros de día y ocupaciones para personas con discapacidad que en la actualidad tienen niveles de ocupación similares a los de antes del inicio de la crisis social y sanitaria (83,6% y 81,1% respectivamente).

Con el objetivo de que las personas mayores puedan volver a sus centros de día con las máximas garantías, la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales ha puesto en marcha un plan de impulso para un servicio que ha sido fundamental para las personas en situación de dependencia hasta el inicio de la pandemia. Con este fin, se inició una campaña de comunicación para incentivar el regreso de las personas usuarias y se ha establecido la priorización de las propuestas del Programa Individual de Atención orientadas a la modalidad de centro de día, así como la tramitación del expediente de aquellas personas que, siendo atendidas a través de este servicio, se encuentran a la espera de su resolución en el ámbito de la dependencia. 

Por otra parte, se mantienen hasta el 31 de julio las medidas económicas para estos centros, que garantizan la financiación de las plazas concertadas y ocupadas, a las que se aplica una reducción del 60% en la aportación correspondiente al servicio y está garantizada la vacunación contra el Covid-19.

Ruiz ha enmarcado estas medidas en el compromiso de su departamento “para garantizar la oferta de recursos públicos y la calidad de los mismos”, apoyado en un nuevo modelo de atención a la dependencia “que solvente las carencias que hemos detectado y que arrastrábamos de años anteriores”. Este esfuerzo, blindado económicamente con una dotación presupuestaria de 1.741 millones de euros para 2021, ha permitido alcanzar la cifra histórica de 230.000 personas beneficiarias y prevé la creación de 1.565 nuevas plazas residenciales. 

En este sentido, la consejera ha señalado la coincidencia de este modelo de gestión de proximidad, centrado en la persona y con más recursos, con los ejes propuestos por la Comisión Europea en el marco de la economía de cuidados y refuerzo de las políticas de igualdad e inclusión del Plan de Recuperación. “Los fondos europeos nos servirán de impulso para avanzar en esa transformación de los servicios sociales”, ha augurado, con proyectos como la red de cuidados intermedios o una nueva red de cuidados de larga duración.

MEDIDAS ECONÓMICAS ADOPTADAS EN LA CRISIS
Ruiz también ha informado durante el desarrollo de la Comisión de las diferentes medidas económicas puestas en marcha por la consejería con carácter extraordinario dirigidas a garantizar la atención a la dependencia en centros de día y residenciales para personas mayores y con discapacidad, y a asegurar además el mantenimiento del empleo en el sector. El importe total de estas medidas económicas puestas en marcha desde el inicio de la crisis sanitaria hasta el momento actual se cifra en más de 80 millones de euros,  a los que hay que sumar los 10,4 ya anunciados y que se prevé aprobar en breve por el consejo de gobierno. Por lo tanto, se han movilizado 90,4 millones de euros desde el inicio de la pandemia.

En total, más de 25,8 millones de euros que han servido, entre otras cuestiones, para garantizar la financiación de las plazas ocupadas en centros de día en el caso de imposibilidad de atención presencial debido a la pandemia, la reconfiguración del servicio y la atención telemática, un descuento del 60% en la aportación de la persona beneficiaria; en el caso de la atención residencial, la ausencia voluntaria hasta 60 días, salidas voluntarias superiores a 20 días y el abono de las plazas libres durante la suspensión de incorporaciones en la atención residencial.

A estas medidas, se sumó el apoyo económico a las entidades con plazas concertadas mediante un abono adicional con el objetivo de cubrir los gastos extraordinarios ocasionados por la atención durante la pandemia según la tipología y el número de plazas ocupadas entre el 1 de julio y el 31 de diciembre de 2020. El abono adicional contemplado en el Decreto-Ley 31/2020 de 1 de diciembre ha sido abonado casi en su totalidad (pagado un 97,4% del total), que asciende a 12,8 millones de euros. En la actualidad, los centros están dentro del plazo de acreditación de los gastos en los que hayan incurrido en cumplimiento de las medidas obligatorias de prevención e higiénico sanitarias establecidas por las autoridades competentes: compra de equipos de protección individual, contratación de personal y medidas adicionales de higiene y protección.

No obstante, debido a la evolución de la crisis sanitaria que continúa a fecha actual, se ha considerado necesario volver a establecer una medida económica extraordinaria de carácter temporal, que abarque el periodo de crisis sanitaria no incluido en la anterior medida. Esta nueva medida de apoyo económico se estima en una cuantía de 10,4 millones de euros.

La revisión de los costes máximos de plazas objeto de concertación en atención a personas en situación de dependencia es otra de las medidas adoptadas, tanto para los centros residenciales y centros de día para personas mayores como para las residencias, centros de día y de terapia ocupacional para personas con discapacidad, con efecto desde el 1 de enero de 2021 y con un incremento general del 2,6%.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal