Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  14:42:31Miércoles, 17 de Julio de 2019
Atrás

Comprobado: un compuesto con propiedades antienvejecimiento funciona en humanos

Frutas como la granada contienen una molécula que luego se transforma en urolitina A, pero que no todo el mundo produce. Investigadores suizos sintetizaron el compuesto y observaron los efectos del mismo en 60 personas mayores

Redacción EM 28-06-2019

COMPARTIR
Es un hecho de la vida que los músculos esqueléticos comienzan a perder fuerza y ​​masa una vez que una persona llega a la edad de 50 años. Un ensayo clínico reciente en el que participaron dos entidades de la Escuela Politécnica Federal de Lausanne (EPFL) demostró que la urolitina A, un compuesto derivado de biomoléculas que se encuentran en frutas como las granadas, podría ralentizar este proceso al mejorar el funcionamiento de las mitocondrias, las "centrales eléctricas" de las células. Un documento conjunto que presenta los resultados del ensayo, publicado en 'Nature Metabolism', también demuestra que la ingesta del compuesto no representa ningún riesgo para la salud humana.

ENVEJECIMIENTO MITOCONDRIAL LENTO
La afirmación de que una alimentación saludable es la clave para una vida más larga puede parecer demasiado conveniente, pero ahora está respaldada por evidencia científica. La granada, una fruta apreciada por muchas civilizaciones por sus beneficios para la salud, contiene un tipo de molécula que, al ingerirla, se convierte en un compuesto llamado urolitina A en el intestino humano. Los investigadores encontraron que la urolitina A puede ralentizar el proceso de envejecimiento mitocondrial. El problema es que no todo el mundo puede producir urolitina A de forma natural.

Para solucionar ese problema y asegurarse de que todos los participantes recibieron una dosis igual, el equipo sintetizó el compuesto. Unas 60 personas de edad avanzada, todas sedentarias y con buena salud, tomaron una dosis única de entre 250 y 2.000 mg de urolitina A. Los investigadores no observaron efectos secundarios en comparación con el grupo de control, a los que se les administró un placebo. 

Luego, los participantes se dividieron en cuatro grupos, cada uno de los cuales recibió o un placebo, o una dosis diaria de urolitina A de 250, 500 o 1.000 mg durante 28 días. Nuevamente, no se encontraron impactos adversos para la salud, incluso después de una ingesta prolongada. A continuación, el equipo evaluó la eficacia de la urolitina A estudiando los biomarcadores de salud mitocondriales y celulares en la sangre y el tejido muscular de los participantes. Los resultados fueron convincentes: la urolitina A estimula la biogénesis mitocondrial, el proceso mediante el cual las células aumentan la masa mitocondrial, de la misma manera que el ejercicio regular.

Este es el único compuesto conocido que restablece la capacidad de las células para reciclar mitocondrias defectuosas. En los jóvenes, este proceso ocurre naturalmente. Pero a medida que envejecemos, nuestro cuerpo comienza a perder su poder para limpiar las mitocondrias disfuncionales, causando sarcopenia (pérdida de masa muscular esquelética) y el debilitamiento de otros tejidos. El equipo se centró en reducir, o incluso revertir, este efecto natural del envejecimiento.

La EPFL espera aprovechar los resultados prometedores para llevar rápidamente el producto al mercado. "Estos últimos hallazgos, que se basan en ensayos preclínicos anteriores, realmente cristalizan cómo la urolitina A podría cambiar las reglas del juego para la salud humana", dice Johan Auwerx, profesor de uno de los laboratorios de EPFL involucrado en el ensayo.


Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal