Lunes, 18 de Octubre de 2021 | Teléfono: 986 438 020
Atrás

Javier Romero Reina / Director general de Emera España

'El reto es posicionar a Emera como referente de una atención integral de calidad, tanto en la parte asistencial como en la hotelera'

El grupo geriatrico francés Emera acaba de instalarse en la península, a través de un plan de expansión que encabeza su nuevo director general en España, Javier Romero Reina. “El objetivo a medio plazo pasa por tener una importante presencia a nivel nacional con una cifra cercana a las 6.000 camas”, aseguró

12-09-2019

COMPARTIR

Pregunta.- Tras más de 19 años en el sector, ¿qué nuevos retos le plantea la dirección de Emera en comparación a trabajos anteriores?

Respuesta.- El reto más novedoso es, sin duda, arrancar un proyecto completamente de cero, donde estaba todo por hacer: desde buscar la oficina a la que acudir cada día a trabajar, pasando por seleccionar y contratar a los colaboradores, a empezar a negociar la incorporación de residencias o el desarrollo de proyectos desde la compra de suelos. Una vez que hemos entrado en la fase de aperturas, el reto ahora es posicionar a Emera como referente de una atención integral de calidad, tanto en la parte asistencial como en la parte hotelera.

P.- Pese al reciente desembarco en nuestro país, Emera es una entidad reconocible a nivel europeo, con más de 30 años de recorrido y con más de 60 centros repartidos entre Francia, Suiza, Bélgica y Luxemburgo. ¿Qué planes tienen a medio plazo en España?

R.- A los tres proyectos citados hay que unirle otros dos centros que hemos incorporado recientemente, en Logroño y en El Alamo (Madrid). Actualmente, tenemos hasta 12 proyectos en desarrollo que se irán incorporando en los próximos meses. El objetivo a medio plazo pasa por tener una importante presencia a nivel nacional con un objetivo cercano a las 6.000 camas.

P.- El grupo cuenta con alrededor de 1.000 camas en España (entre operativas y en proyecto). ¿En qué otras grandes ciudades planean la apertura de residencias?

R.- Queremos estar presentes en núcleos de población o entornos relativamente cercanos a localidades de más de 60.000 ó 70.000 habitantes. Las oportunidades que se nos presenten y el estudio del mercado local determinará el que nos decidamos por un sitio, o por otro. Por eso no descartamos, a priori, ninguna zona, pero tampoco nos vemos en la obligación de estar en todo el territorio. El objetivo de las 6.000 camas lo cubriremos en municipios donde encajen inversión, mercado, demanda y óptimas condiciones de gestión.

P.- ¿Qué impacto –en cuanto a empleo directo– esperan alcanzar en el sector residencial este año?

R.- La generación de empleo es uno de los indicadores de tu crecimiento y, desde luego, de los que más satisfacción producen, máxime cuando arrancas un proyecto desde cero. Creemos que a final de año tendremos cinco o seis centros abiertos (alguno de ellos de nueva apertura), por lo que rondaremos los 300 empleados.

P.- Emera se está expandiendo hacia países como Italia o España. ¿Qué interés estratégico tiene para Emera esta expansión en el mediterráneo?

R.- El interés de Emera en su expansión por España no es diferente al de otros operadores franceses. España, por tamaño de país, población, tasas de envejecimiento y ratio de cobertura, representa una oportunidad de crecimiento para compañías con vocación de internacionalización.

P.- España sigue teniendo un sector geriátrico muy repartido y atomizado, con una gran variedad de operadores. ¿Qué diferencia a Emera España del resto entidades del sector?

R.- Emera se ha distinguido en estos 30 años como un operador de calidad en el mercado francés. El cuidado de los detalles y la apuesta, no solo por la atención médica y asistencial, sino también por la parte hotelera (restauración, decoración, servicios…) ha sido una señal de identidad del Grupo. En el proyecto de España queremos conjugar la experiencia de nuestros equipos en cuidados asistenciales de alta calidad con las mejoras en la parte hotelera que nos aporta nuestra matriz, para ofrecer un servicio diferencial en todos los ámbitos a nuestros residentes.

P.- En cuanto a la atención a personas mayores, la directora del centro Emera Macarena, Yolanda Monteagudo Padilla, habló recientemente de la apuesta por “un modelo de cuidados en acompañamiento”. ¿En qué consiste?

R.- Tratando de ser muy breves, es un modelo asistencial para personas mayores en centros institucionalizados que se basa en la Atención Centrada en la Persona (ACP), donde se tiene en cuenta no solo los antecedentes, capacidades, y déficits de los usuarios, sino también sus deseos, gustos, preferencias, ambiciones y sentimientos. En resumen, comprender a la persona para conseguir su mejor cuidado. A partir de ahí, se trabaja de una manera transdisciplinar a través de una Comisión de Cuidados, ubicando a la persona en el centro de los procesos asistenciales. Además, se cuenta con la figura del Acompañante de Vida en el centro, un profesional experto en determinados síndromes geriátricos, que coordina y asiste directamente a la persona.



Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal