Teléfono: 986 438 020 Última actualización:  13:00:37Martes, 7 de Julio de 2020
Atrás

SANTIAGO CAMBERO RIVERO / DOCTOR EN SOCIOLOGIA Y PROFESOR EN LA FACULTAD DE EDUCACIÓN DE LA UNIVERSIDAD DE EXTREMADURA

'Cuando se atiende de modo simultáneo a varias generaciones se convierte en superabuelidad'

Con el desarrollo de la abuelidad se puede caer en el abuso y sobrecargar a las personas mayores. Hablamos con el doctor en Sociología, Santiago Cambero, sobre cómo la prespectiva intergeneracional puede solucionar aspectos dispares como el edadismo o la depoblación del rural

Horacio R. Maseda 10-03-2020

COMPARTIR
PREGUNTA.- Debido al rol activo de los mayores como cuidadores, ¿corremos el riesgo de sobrecargar a los abuelos?

RESPUESTA.- Sin duda. La desprotección de algunos menores por parte de sus progenitores evidencia fallos en la sociedad actual, que pueden ser asumidos por las Administraciones públicas competentes o por los abuelos y abuelas en algunos casos. 

El problema familiar surge cuando esas abuelas y abuelos no pueden seguir manteniendo económicamente determinados hogares compuestos por familias jóvenes. Y peor aún, en hogares monomarentales, sin perspectivas laborales, ni red vecinal que ofrezca soporte de ayudas alternativas a la abuelidad. Entonces, se generan conflictos intrafamiliares con efectos sociales, que se pueden detectar en algunos hogares en los que los menores sufren las consecuencias de la falta de protección debida. 

La sobrecarga de estos abuelos y abuelas no solamente sería por la crianza compartida de sus nietos y nietas, sino también por los cuidados a sus mayores en situación de fragilidad o dependencia. Así, la abuelidad se convierte en ‘superabuelidad’ cuando atienden, de modo simultáneo, a varias generaciones en el mismo o distinto hogar, mayoritariamente mujeres cuidadoras de personas mayores en edades avanzadas y menores de edad. 

P.- Sugiere en un artículo que algunas problemáticas como la despoblación del rural o el edadismo puedan solucionarse desde la perspectiva del reto intergeneracional. ¿Puede desarrollarlo?

R.- El llamado ‘reto demográfico’ debe ser un asunto de Estado, en el que intervengan distintas Administraciones públicas para diseñar planes estratégicos en colaboración con universidades, organizaciones sociales del tercer sector, empresas privadas, sindicatos... para aportar ideas y proyectos que palien los efectos de la despoblación en ciertas zonas de España. 

Sin duda, hay territorios más atractivos que otros para residir por la oferta de bienes y servicios públicos y privados, principalmente en grandes concentraciones urbanas, aunque la calidad de vida sea peor que residir en un pueblo pequeño que no cuente con los mismos equipamientos. Esta tendencia de urbanización y éxodos rural se inició a finales del siglo XVIII a raíz de la revolución industrial en países del Norte y Centro Europa, que llegó tardíamente a España a mediados de los años 60. Ahora estamos observando los efectos de la falta de planificación territorial en España, y surgen los problemas derivados del reto demográfico.    

Más que hablar de reto demográfico, prefiero calificarlo como reto (inter)generacional, dado el componente de personas de distintas edades y generaciones, con necesidades, demandas y expectativas de vida diferenciadas que conviven en espacios públicos y privados. Aquellas comunidades que potencien la relación entre generaciones podrán combatir en mejores condiciones el éxodo rural, acompañado de oportunidades y servicios públicos de calidad que retengan y refuercen sinergias entre el talento senior y junior. Hay ejemplos de éxito en este sentido, como podría ser el caso de Pescueza en la provincia de Cáceres.

La intergeneracionalidad es la clave del éxito para afrontar los desequilibrios territoriales entre comunidades más y menos pobladas en España, generando oportunidades que fijen población de personas jóvenes y mayores en el medio rural. La solidaridad intergeneracional previene de actitudes y conductas edadistas, además de proveer de ayudas intrafamiliaras en hogares de jóvenes. El hecho de compartir oportunidades de enseñanzas y aprendizajes potencia la equidad, la cohesión y la solidaridad entre las generaciones hacia una sociedad para todas las edades, como establece la ONU.



Tlfno: 986 438 020 | contacto | aviso legal